Tenoch, el Llanero, ejemplar de águila real, liberado lleva 116 km de vuelo hacia Guanajuato

La telemetría satelital ha permitido obtener información, sobre el comportamiento diario y el uso del hábitat de esta especie

Redactado por: Staff

Gracias al transmisor número 121741, se ha podido registrar más de 116 kilómetros de vuelo de Tenoch el Llanero, liberado el pasado 24 de marzo en Aguascalientes.

El ejemplar de águila Real inició su ruta hacia el sureste, llegando a las montañas y planicies de Guanajuato, lugar en donde ha estado más del 90 por ciento del tiempo desde que salió del nido.

Lo anterior refleja su buen estado de salud, su instinto por regresar al lugar de origen, la posibilidad de convivir con otros ejemplares e incluso llegar a reproducirse cuando alcance el estado adulto.

La Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP), da seguimiento puntual a través de su transmisor satelital el cual arroja información de sus movimientos por hora, lo que permite saber cualquier situación que pueda afectar su sobrevivencia.

Desde el 2014, la CONANP, en colaboración con el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos, inició el proyecto de Telemetría satelital, para el estudio de esta especie con el propósito de conocer sus patrones de distribución, así como aspectos básicos de su biología y supervivencia.

En México, los espacios utilizados por esta ave rapaz en las diferentes etapas de su vida, son poco conocidos, así como su situación actual, distribución, abundancia, productividad, requerimientos ecológicos, mortalidad y dispersión, entre otros aspectos.

La aplicación de este avance tecnológico ha permitido detectar patrones de actividad diurna, rutas migratorias, ubicación probable de nidos, y territorios ocupados en las diversas épocas del año, además de posibles amenazas en sus zonas de distribución, información relevante para la toma de decisiones en materia de su conservación.

Incluso, esta herramienta ha podido registrar los movimientos migratorios, de los ejemplares que ocupan el territorio nacional en confluencia con los Estados Unidos.

Con el fin de tener mayor conocimiento de los aspectos de la ecología, distribución y dispersión de esta ave, la CONANP de 2014 a 2016 ha colocado transmisores a seis ejemplares capturados en los estados de Baja California, Aguascalientes, Guanajuato, Zacatecas y Sonora.

Como resultado de lo anterior, se ha podido realizar un mapa de distribución y dispersión de cada ejemplar, lo que ha permitido por primera vez detectar sus movimientos diarios, que no es posible hacerlo con otros métodos dada su naturaleza de gran movilidad.

La herramienta ha logrado documentar la ruta más larga registrada para un ejemplar de esta especie con cerca de 6,500 kilómetros que voló desde Alaska hasta la costa del Pacífico en Jalisco en 2.5 meses.

Esta información le permite a la CONANP, obtener datos sobre la biología de la especie y posibles amenazas en sus zonas de distribución para las acciones de conservación que realiza.

Desde 2008, la incluyó como especie prioritaria por lo cual se publicó el Programa de Acción para la Conservación de la Especie (PACE), dentro del marco del Programa para la Conservación de Especies en Riesgo (PROCER).

La Misión Ambiental de la Gendarmería se ha sumado a las tareas que realiza la CONANP en las actividades de protección de esta especie. Su labor ha sido fundamental, toda vez que realizan acciones permanentes de vigilancia tanto terrestres como aéreas.

El Águila Real o Dorada (Aquila chrysaetos), símbolo de la identidad mexicana, se distribuye en áreas montañosas y planicies, principalmente de Baja California, Baja California Sur, Sonora, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas, Durango, Jalisco, Aguascalientes, Zacatecas, San Luis Potosí, Guanajuato y Oaxaca.