¿Tú humanizas a tu perro?

Los seres humanos en nuestro narcisismo pensamos que todo se parece a lo humano, los seres humanos tendemos a considerarnos el centro del universo, suponemos que todos nos entienden y que nuestros derechos son los válidos y los de los demás no

Redactado por: Psicóloga y zooterapeuta Vivian Hall Vigoritto/ vivianhallvig@gmail.com

Se cree que hace 30,000 años los lobos se introdujeron en nuestros campamentos por busca de comida al robar nuestra basura, los lobos más dóciles o que nos tenían menos miedo fueron los que se atrevieron a formar esta alianza de mutuo beneficio ya que ellos con sus habilidades y las nuestras pudimos ser más eficientes en la supervivencia, también había una protección mutua al cuidar a los cachorros y al poder dormir sin tener que tener un centinela ya que ellos al tener un sentido más agudo que el nuestro avisaban de cualquier depredador ellos podían defendernos pero también nosotros fuimos capaces de crear armas como las lanzas donde corríamos menos peligros nosotros y nuestros fieles amigos.
Los perros (lobos domesticados) Con el tiempo se fueron creando diferentes razas dependiendo lo que al hombre le convenía, no fue por selección natural si no por selección artificial, donde se creó el primero que es el de caza, luego pastoreo, el que nos ayudaba a jalar los trineos, el de salvamento y el ahora más común el de compañía.
Tú perro es un lobo domesticado que ha modificado su genética para poder adaptarse a la vida del humano pero en genética necesitan ser caninos para lograr el equilibrio. En la naturaleza el líder de la manada, trabaja para la comida, y viaja con la manada.
Ellos nos consideran sus líderes porque les damos la comida y los protegemos pero en muchas cosas los confundimos como uno de los casos más comunes de mal comportamiento que es el de ansiedad por separación, la loba se va a cazar y no se despide deja a los lobeznos en la guarida y estos deben de quedarse quietos porque de no hacerlo pueden ellos convertirse en presa, cuando los lobeznos ya tienen la edad y entrenamiento para cazar se los lleva (antes no), que hacemos nosotros nos despedimos le explicamos que se porte bien, que vamos a trabajar, que le dejamos comida y agua, que van a ser pocas horas, que lo queremos mucho, el perro no entiende nada de lo que le estamos diciendo solo entiende nuestro lenguaje corporal y nuestro tono y muchas veces la angustia o culpa de que lo vamos a dejar solo así que se angustia y es una de las razones de las que ladra, rompe, aúlla etc.
Lo que dice Cesar Millán de salirse tranquilos y relajados es lo correcto para que no sienta que lo estamos abandonando o que se nos olvidó y que él quiere ir con nosotros a cazar en la actualidad a pasear. ¿Porque explico todo esto? Para que podamos entender que los perros muchos de sus problemas de conducta los provocamos los humanos.
Porque ahora hay tantos perros en nuestras familias y una de las razones es que la vida cada vez es más difícil y es más fácil tener un perro que a un hijo, esto se está dando en China donde su economía va en crecimiento dando un auge en la propiedad de mascotas donde hay más perros que niños, donde es común encontrar en las calles carriolas con perros y no solo restaurantes de pet friendly sino con comida especial para ellos donde los sientas en tus mesas, y esto ya también está ocurriendo en México ya hay una heladería con helados especialmente hechos para perros, no está mal yo quiero llevar a mi perro también a esa heladería aquí lo importante es que sea tu compañero y vaya a todos lados sin protestar y lo más importante está contento con el simple hecho de que está contigo solo que no sea tu vida el perro sino que también tengas otras actividades
Por qué lo hacemos
Porque muchos seres humanos necesitamos que alguien nos necesite, a quien cuidar, proteger los cuales nos dan amor incondicional, nos quieren tal como somos, no nos reclaman, no les importa si somos rico, pobres, bonitos, feos, gordos, flacos.
Podemos vestirlos ridículamente y no nos reclaman adorarlos y volver a casa cuando nuestra casa esté vacía. Ellos escuchan todos nuestros secretos sin decirle a nadie y solo nos piden nuestra compañía, claro (sus necesidades básicas como son comida, salud, protección, ejercicio, juego) que no siempre se los damos y eso creo un desequilibrio en convierten en nuestros bebés que, al menos en el interior, nunca crecen.
Al ser tan leales y cariñosos con nosotros es fácil verlos como niños o peor aún como bebés humanos y olvidar que son perros y que los perros y los humanos aprendemos de maneras distintas
Esto genera una confusión de rol: ya que el perro aprende de manera diferente que nosotros ya que durante millones de años aprendió jerarquías dentro de su manada cosa que en los humanos no siempre se da, en ellos el líder es el más apto, el que pone las reglas con nosotros no simple ocurre eso (mi primo, mi cuñado, vendo la plaza, me debe un favor).
En las manadas en la naturaleza los miembros se ganan su rango y de ellos depende si suben o bajan en la jerarquía de la misma, ¿pero que sucede si un perro mendiga comida mientras comemos y se la damos?, le estamos diciendo que tiene el mismo nivel que nosotros y lo confundimos, en las manadas de lobos el primero que come es el Líder luego los seguidores y al último los sumisos que son los que por mientras que comen cuidan que no llegue ningún depredador a robarles las presa.
Otro ejemplo es cuando hay truenos al niño le decimos no hay problema yo estoy para protegerte no va a pasar nada y el niño se calma pero si abrazamos a un perro con miedo como lo dije antes no entiende nuestro lenguaje verbal solo nuestras emociones y lenguaje corporal así que sin querer le estamos diciendo está bien que tengas miedo yo te voy a abrazar cada vez que te sientas así de tal forma que aprende esa conducta (miedo-abrazo). Lo mejor es ignorarlo y darle a entender que no corre peligro “si todo mundo está tranquilo no va a pasar nada”
Ahora por el hacinamiento en las ciudades es más común tener perros pequeños ya que no necesitan de tanto espacio ni ejercicio, y los perros grandes y muy enérgicos son los que menos adoptan o los que están teniendo problemas de comportamiento por aburrimiento y los perros pequeños por sobre protección.
Es común que si tu perro tiene el bote de la basura en la cabeza y en vez de ponerle límites nos da risa, le tomamos fotos y hasta lo subimos al Facebook, hace pensar que esto es algo bueno.
Cuando adoptamos a un perro en nuestra manada humano-perro se deben de poner reglas igual que se las ponemos a nuestros hijos o igual que las tenemos en la casa, escuela, trabajo, iglesia, si lo dejamos hacer lo que

Los seres humanos en nuestro narcisismo pensamos que todo se parece a lo humano, los seres humanos tendemos a considerarnos el centro del universo, suponemos que todos nos entienden y que nuestros derechos son los válidos y los de los demás no, bajo esa premisa estamos destruyendo al planeta y no nos damos cuenta de lo delicada y frágil de las interconexiones vitales