Reubican a tres grandes felinos a zoológicos de Guanajuato y Querétaro

Dos jaguares y un cachorro de tigre blanco fueron trasladados a zoológicos de Irapuato y Querétaro

Redactado por: Staff

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) reubicó a tres grandes felinos (1 tigre y 2 jaguares) a los Zoológicos de Guanajuato y Querétaro, respectivamente, con el objetivo de proporcionarles las condiciones óptimas de atención en cautiverio.
En coordinación con elementos de los Zoológicos de León e Irapuato, en Guanajuato, y del estado de Querétaro, personal de la PROFEPA trasladó vía terrestre de un ejemplar de tigre blanco, el cual es producto del aseguramiento de la Procuraduría General de Justicia de Guanajuato.
En apoyo a la autoridad ministerial estatal, el tigre blanco de seis meses de edad fue llevado al Zoológico de Irapuato, donde se le practicó un examen médico, donde se observó que el felino presenta condiciones regulares de salud, al presentar sobrepeso y claudicación (cojera) en la pata izquierda trasera.
En las instalaciones del Zoológico de Irapuato se le realizarán los estudios correspondientes para mejorar su salud, que consisten principalmente en la impresión de placas radiográficas, para verificar el motivo de su lesión.
De igual manera, la PROFEPA trasladó a dos ejemplares de jaguar del Zoológico de León al Zoológico de Querétaro, los cuales fueron asegurados por esta Procuraduría.
Cabe señalar que uno de los jaguares fue asegurado en una bodega de la Central de Abastos del municipio de León, donde el felino se encontraba en condiciones impropias de acuerdo a las características de su especie. El segundo ejemplar de jaguar fue encontrado en 2016, deambulando en una colonia del citado municipio.
Ambos jaguares fueron trasladados vía terrestre, por lo que se contó con el apoyo de personal del Zoológico de Querétaro.
Es importante mencionar que especialistas de la PROFEPA y de los Zoológicos mencionados, determinaron reubicar a los felinos a espacios dignos, que garanticen el trato digno y respetuoso que merecen los ejemplares de vida silvestre al estar fuera de su hábitat.
Con estas acciones, la PROFEPA busca tener en las mejores condiciones de cautiverio a los ejemplares que han tenido que ser retenidos por irregularidades en cuanto a su manejo.
La PROFEPA refrenda el compromiso de actuar en coordinación con las autoridades ministeriales y zoológicos, con el objeto de preservar y, en su caso, recuperar la fauna que por su manejo irregular así lo requiera.