Prohíben espectáculos con mamíferos marinos y terapias con delfines

se impondrán multas desde mil 500 hasta cuatro mil unidades de medida y de actualización, lo cual sumaría desde los 113 mil pesos hasta los 300 mil 960 pesos para quienes sigan utilizando a los delfines y a otros mamíferos marinos en cualquier forma

Redactado por: Staff

Con 40 votos a favor, cero en contra y cero abstenciones, la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) aprobó el Dictamen por el que se reforma la Ley de Protección de los Animales de la Ciudad de México y la Ley para la Celebración de Espectáculos Públicos del Distrito Federal referente a los delfinarios y terapias con estos mamíferos marinos.

Al presentar el dictamen, el diputado Xavier López Adame (PVEM), a nombre de las Comisiones Unidas de Preservación del Medio Ambiente, Protección Ecológica y Cambio Climático y de Administración Pública, detalló que en la Ciudad de México sólo existe un delfinario perteneciente a Dolphin Discovery, ubicado en el centro de diversiones Six Flags México, cuyos permisos no contemplan la operación de un delfinario.

A decir de organizaciones en defensa de animales que analizan la situación de delfinarios y acuarios en América del Norte, éste se encuentra en el sexto lugar de los peores en esta región geográfica, lo que conlleva diversas problemáticas y calidad de vida decadente de dicha especie, lo que deja claro, dijo, que las instalaciones y trato no son dignas.

Aunado a lo anterior, el legislador señaló que el dictamen validado prohíbe la delfinoterapia, actividad que carece de sustento científico que avale que ésta es una disciplina terapéutica, por lo que calificó de innecesario el sufrimiento de estos mamíferos marinos.
Finalmente, López Adame indicó que una vez que entre en vigor el Dictamen, los establecimientos que realicen espectáculos o actividades con delfines y lobos marinos, tendrán de 3 a 6 meses para evaluar a los animales y resguardarlos con base a la normatividad vigente que determina la Secretaría de Medio Ambiente.

“Esta iniciativa no es personal, es un esfuerzo y lucha de activistas, ciudadanos, luchadores sociales, investigadores y legisladores que buscamos mejorar las condiciones y calidad de vida de los animales en la Ciudad de México”, concluyó.

En ese sentido, el diputado del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Raúl Flores García, aplaudió dicho proyecto y sostuvo que da cuenta de los avances en la ciudad que se ha decidido en acabar con la crueldad hacia los animales. “Es un gran avance que terminará con los espectáculos en que se aprovechan y explotan a diversos animales, en este caso los delfines, seres sintientes, y nosotros somos su voz”, aseveró el legislador.

Asimismo, el diputado del PRD, Víctor Hugo Romo indicó que este tipo de hechos legislativos hacen que la sociedad sea más consciente del equilibrio que debe existir entre humanos y animales. “Son pasos certeros y firmes en torno a la protección animal”, generan una sociedad que entiende que se debe erradicar cualquier tipo de actividad de crueldad y maltrato hacia los animales y permite no utilizarlos como cosas u objetos, sino como seres sintientes

Por lo anterior, Romo Guerra hizo un llamado a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) y a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), así como a la Agencia de Atención Animal, para que vigilen que los delfines tengan calidad de vida y tomen cartas en el asunto, toda vez que entre en vigor lo que marca el dictamen. “Los diputados de la VII Legislatura alzamos la voz para proteger a aquellos que no la tienen”.

El dictamen aprobado en el pleno legislativo de la ALDF por todas las fuerzas políticas representadas en el órgano parlamentario, señala que se impondrán multas desde mil 500 hasta cuatro mil unidades de medida y de actualización, lo cual sumaría desde los 113 mil pesos hasta los 300 mil 960 pesos para quienes sigan utilizando a los delfines y a otros mamíferos marinos en cualquier forma.

Los diputados recordaron que la Organización Internacional de Protección de los Animales, que dio a conocer en julio del año pasado la lista de los diez peores estanques para delfines en América del Norte que son:

1. SeaWorld, San Antonio, Texas; San Diego, California; Orlando Florida
2. Marineland, Cataratas del Niágara, Ontario, Canadá
3 Puerto Aventuras Dolphin Discovery, Riviera Maya, Quintana Roo, México
4. Acuario de Atlanta, Georgia
5. Miami Seaquarium
6. Six Flags México, Ciudad de México, México
7. Instituto de Estudios de Mamíferos Marinos, Gulfport, Mississippi e Innominado nuevo establecimiento previsto por el mismo propietario también en Gulfport, Mississippi
8. Mirage Hotel, Las Vegas, Nevada
9. Vancouver Aquarium, Vancouver, Columbia Británica, Canadá
10. Shedd Aquarium, Chicago, Illinois

La lista fue seleccionada de entre más de 60 instalaciones desde el sur de Canadá hasta México, donde casi mil ballenas y delfines se mantienen en cautiverio para exhibición y explotación pública y comercial.