Concluye Edgar Müller “Amor Eterno”

Visitantes de la Plaza de la República pueden pararse sobre la pintura para tomarse fotografías y vivir la experiencia de ser parte de un escenario tridimensional

Redactado por: Staff

El artista urbano Édgar Müller concluyó la obra tridimensional “Amor Eterno” en la Plaza de la República, por lo que a partir de este 18 de septiembre queda abierta al público para que la persona que lo desee conozca su perspectiva y sea parte de una de sus tres pinturas más grandes en el mundo, al estar sobre ella.
La Agencia de Gestión Urbana de la Ciudad de México (AGUCDMX) informó que el artista alemán trabajó durante seis días en la obra que elaboró con pintura epóxica a base de agua sobre bloques de concreto sobrepuestos en la superficie, ello permitirá que la obra sea itinerante.
Esta ha sido la primera ocasión en que el artista ha trabajado en una plaza pública emblemática de una ciudad, por lo que agradeció al Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, por permitirle mostrar su arte aquí.
Los visitantes pueden pararse sobre la pintura para tomar fotografías y vivir la experiencia de formar parte del escenario tridimensional, inspirado en elementos de la creación de la vida como el agua y el fuego, además de imágenes de los vigilantes de la capital: los volcanes Popocatépetl e Iztaccíhuatl.
“Amor Eterno” es una de las tres obras más grandes que Edgar Müller ha realizado con la técnica pictórica llamada “anaformismo”, la cual consiste en jugar con la vista por medio de la perspectiva y la luz.
El artista urbano comenzó a participar en concursos internacionales a los 16 años de edad, lo que hizo que sus obras fueran reconocidas rápidamente a nivel mundial. Ha pintado en calles de diferentes ciudades de Alemania, Canadá, Irlanda y Rusia, entre otras.
En 1998, Edgar Müller fue reconocido en el Festival de Pintura Urbana más grande del mundo, llamado "The Grazie Festival" como "Maestro Madonnari", maestro de pintura urbana, título obtenido por muy pocos artistas del mundo.
Édgar acudió a cursos con artistas conocidos y tiene extensos estudios en el diseño de la comunicación; sin embargo, siempre ha sido autodidacta, buscando nuevas formas de expresarse y crea su propio estilo.