De la tauromaquia y esas cosas...4 parte

Pero primero Dios, antes, el domingo 19 de noviembre (consultar detalles en redes sociales), tendremos una marcha en protesta por la crueldad hacia los animales, TODOS LOS ANIMALES

Redactado por: Staff

Luego de las “sacudidas” del mes de septiembre, de este extraño e imborrable 2017, como que percibimos de manera diferente esta ilusión que nombramos realidad… ¿No es así, amables lectoras y lectores…?
Como que este despliegue de lo que puede hacer la naturaleza cuando se manifiesta haciendo añicos el mundo antropocentista, nos “ecualiza” para aterrizarnos en nuestra certera medida: no somos nada, y menos cuando somos agresivos con el entorno natural. El planeta está vivo, y reacciona ante los ataques a su equilibrio, absolutamente sabio e infalible para la consecución de un “libreto” perfecto, un plan diseñado por la magistral mano de Dios… El calentamiento global, con el desquiciamiento del clima, desplegando su ferocidad, desencadenados por la voracidad global - capitalista y su consumismo exponencial: materialismo por materialismo… destrucción, por la producción destructiva.
El sonriente Kim Jong-un… ese porky norcoreano rechoncho, con ojos rasgados… de insistente-odiosa sonrisa… y sus pruebas nucleares en el Océano Pacífico… una de ellas, en julio de este 2017, seis veces más potente que la atómica de Hiroshima… comprometiendo las peligrosas estructuras del Círculo de Fuego, cadena volcánica submarina que se comunica a la Falla de San Andrés, que se desarrolla frente a nuestras costas del Pacífico… ¿Coincidencias…?. La tragedia, por lo pronto, ya dejó su firma imborrable…
Animados por el mismo espíritu oscuro que inspira y pone en movimiento a Kim, nuestro “porky consentido”, la comunidad taurina de CDMX, se apresta a cometer otra de sus horrendas travesuras: van a ser caritativos con los damnificados de nuestras tierras por los pasados sismos, con dinero manchado de sangre inocente, donando la taquilla completa de una masacre, léase corrida de toros, que está programada el 12 de diciembre de 2017 en la Plaza México, involucrando un símbolo de arrastre popular infalible: la Virgen de Guadalupe. Y me pregunto: ¿por qué se atreven a ensuciar la sublime calidad espiritual de nada menos que la dulce madre del Salvador…? Pues porque además de asesinos, son sacrílegos, simple y sencillamente…
Pero primero Dios, antes, el domingo 19 de noviembre (consultar detalles en redes sociales), tendremos una marcha en protesta por la crueldad hacia los animales, TODOS LOS ANIMALES, que tentativamente irá del Monumento a la Revolución al Ángel de la Independencia. Por favor lleven sus INES, para ir armando un padrón que, 1° Dios, esgrimiremos para detener a los despiadados, a los verdugos, a los abusadores, a los asesinos de los inocentes, de los desamparados, de los desvalidos… Como el alcalde Josué Manancé Covoh Tzec, haciendo equipo con el cabildo del municipio de Tekax, Yucatán quienes aprobaron elevar las peleas de gallos como “Patrimonio de Cultura Intangible” (si fuera “intangible”, los gallos no serían heridos y muertos a causa de los navajazos), lo cual, afortunadamente ocasionó críticas entre la clase política, ya que de esta forma se fomenta la violencia y maltrato a los animales. El “ilustre” alcalde Josué, consideró adecuada la decisión, porque “las peleas de gallos son una tradición nacional, y generan empleos en el municipio” (información tomada del periódico “El Gráfico”, Lun. 23.Oct.17, p.103.)… ??????
¿Cómo es posible que después del increíble despliegue de eficiencia, nobleza, obediencia y lealtad de nuestros ídolos animales caninos: Nalah, Mina, Hueso, Baco, Cairo, Gala, Malí y por supuesto FRIDA, héroes rescatistas que asombraron al mundo entero, en los pasados eventos de septiembre, muchos seres humanos, continúen empeñados en agredirlos, torturarlos, aniquilarlos…? ¿O qué, los perros de pelea, las presas de los cazadores y pescadores “deportivos”, los gallos de pelea, los toros de lidia, no son animales…? Gracias a Dios, cada vez más y más diputados de nuestra Asamblea Legislativa, coinciden en que la protección de los animales en CDMX es un tema que el gobierno debe asumir como una política de Estado.
Ahora bien, el toro de lidia, esgrimen como uno de sus principales postulados los taurinos defendiendo su desafortunada postura, está destinado (condenado) a morir en el ruedo, porque ha sido “creado”, es una raza única que no puede funcionar fuera de ese propósito (no se sabría qué hacer con ellos)… Así, justifican sus sanguinarios excesos; lo que no es afortunado, porque no valora en momento alguno el sufrimiento de un SER SINTIENTE, que es despojado de su dignidad de ser vivo, con la capacidad de sufrir ante el maltrato como cualquier otro, al que se expone públicamente, padeciendo una muerte violenta, fruto de actos de tortura, que son celebrados estentóreamente como si el dolor y la muerte sangrienta fueran eventos agradables (sobre todo para el que los padece), pretendiendo enaltecer la violencia…
¿Vale la pena existir para sufrir irremediablemente…? ¿No es mejor sacrificar a TODA LA POBLACIÓN MUNDIAL DE TOROS DE LIDIA, con un solo disparo mortal en la cabeza, que les devuelva un poco de dignidad y respeto…?. Además, los adelantos de la ciencia y la tecnología en el campo de la biogenética, seguramente pueden crear UNA CRUZA que se adapte a otros ambientes. Lo que no hay que perder de vista, es que lo menos deseable para el actual tejido social dañado de México y el mundo entero, son los escaparates violentos… Los toros de lidia no mueren en base a caricias y mimos… sino en base a terribles despliegues de brutal y sofisticada CRUELDAD. En definitiva, algo TORCIDO se mueve y desarrolla en las mentes de los degustadores y practicantes de la tauromaquia…
¡NO MAS CORRIDAS DE TOROS EN MEXICO Y EL MUNDO ENTERO!
NOS VEMOS EL 19 DE NOVIEMBRE.

Continuará…